En muchas ocasiones no sabemos cómo debemos vestirnos para ir a un evento y más si es una boda, apenas nos enteramos que somos invitados nos viene a la mente que podremos usar ese día y por eso existen algunas sugerencias que se pueden considerar.

Primeramente, debemos tomar en cuenta que si es una boda lo más importante es excluir el color blanco de su atuendo ya que solo la novia debe ir de blanco y para no caer es dudas se excluyen toda la paleta de colores extremadamente pálidos, todos marfil y beige ya que también son tonos de vestidos de novia, la única forma de faltar a esta regla es que sea una petición de los novios.

Ya una vez con el resto de colores disponibles sigue siendo amplio la gama de opciones y de estilos a elegir, entonces podemos validar detalles como la hora de la boda, no es lo mismo una boda en la mañana que una boda de noche, en la mañana es perfectamente válido los colores vivos o algo claros, estampados y diseños frescos, en cambio una boda de noche los colores más oscuros son más apropiados y con menos diseños.

El lugar de a boda,  también puede ser un factor determinante por temas de temperatura, si hace frio o es muy caliente, si es un hotel cerrado o un rancho al aire libre, si la ceremonia será en medio de zacate o en una iglesia e incluso pesar en que estación o época del año será te dará indicios de mejores opciones.

Así que la mejor forma de tomar una decisión acertada es en validar esta información, normalmente, en la invitación vienen todo este tipo de detalles para preparar de la mejor forma al invitado, e incluso se indica el código de vestimenta que desean seguir de acuerdo al diseño del evento.

Dejar detalles en la invitación como recomendaciones es completamente valido para los novios y muchos invitados lo agradecerán para elegir sus mejores look.