La distribución del salón es un proceso de suma importancia y crucial en la boda, una buena organización de  la locación y  de los elementos en el salón te dará la facilidad de una buena distribución.

Lamentablemente la distribución de los invitados en el salón es algo que solo los novios pueden hacer ya que son los únicos que conocen sus invitados;  es un arduo trabajo lograr completar los espacios  de las mesas con la cantidad límite de las mismas y combinarlo con la afinidad de los invitados entre sí, muchos se conocen, otro son familia pero otros son amigos que no conocen el resto de invitados.

Por ello, debes tomarte el tiempo de poder organizarlos por grupos homogéneos, por ejemplo por edades,  parentesco, idioma o gusto a fines de forma que sabemos que se relacionarán entre sí.

En ocasiones esto puede ayudar mucho a la integración y disfrute de los invitados en las actividades de la boda y es una forma de hacerles pasar mejor a ellos, lo cual un plus en la boda.

En cuanto a los invitados, el deber ser es informarse cuál es su espacio y mantenerse hay sin hacer cambios ya que es parte de todo el planeamiento de la boda y como invitados debemos respetar y hacer felices a los novios en su gran día.